Llevas 3 o 4 meses siguiendo tu plan de alimentación, te sientes bien porque has bajado 2 tallas aproximadamente, la ropa se te ve muy bien, ya no te sientes inflamado y tu energía aumento. PERO…. ya te aburriste de comer lo mismo!

Esta historia es muy conocida para mí, aquí te paso 5 tips infalibles:

1.- Dale VARIEDAD a las preparaciones, si a diario comes el mismo pollo asado con brócoli al vapor, es muy probable que te aburras de comer siempre lo mismo. Te sugiero que hagas un plan de verduras para cada semana, por ejemplo una semana cocina champiñones al ajillo, pimientos con cebolla, calabacitas al orégano, varía con espinacas baby, jitomates cherry y pepino. La siguiente semana cocina chayotes a la pimienta, ensalada de nopales, ejotes con oliva , varía con verduras como lechuga romana, arúgula, pimientos de colores crudos, jícama y germinado de alfalfa. Y así cada semana varías las verduras, podrías volver a repetir las verduras cada quince días o cada 3 semanas. Utiliza especias para sazonar: pimienta y sal molida con limón, pimentón, ajo molido, sal de apio, curry, orégano, cilantro… Varía el arroz por quinoa, lentejas o habas. Cambia las tostadas por galletas saladas o integrales, tostadas de arroz, varía las fuentes de carbohidratos consumiendo papa y elote con moderación.

2.- PRUBA NUEVOS ALIMENTOS, esta es la clave! si no cambias tu patrón de alimentos volverás a lo mismo!, o bien si siempre comes lo mismo, te vas a terminar aburriendo!. Si no te gusta la primera vez que pruebas un alimento, es normal, igual pasa con los niños, cuando les ofrecemos un alimento por primera vez regularmente no lo aceptan hasta que se familiarizan con el sabor. Intenta y abre tu paladar a nuevas experiencias.

3.- BUSCA AYUDA PARA COCINAR!, si no te da tiempo de comprar los alimentos y prepararlos, busca opciones saludables. Busca quien te cocine 2 o 3 veces a la semana, habla con el cocinero y explícale que es muy importante que cocine con poca grasa y se apegue a las porciones. Busca lugares que ofrezcan alimentos bajos en grasa, ensaladas y verduras. 

4.- HAZ EJERCICIO! estoy de acuerdo que no podemos vivir restringidos, una dieta sana incluye comer de vez en cuando taquitos! así que para que no te afecte el consumo de alimentos altos en calorías es necesario que te mantengas activo, y entre mas antojado mas activo! 

5.- CAMBIOS A LARGO PLAZO, cambiar es un proceso difícil, requiere mucho compromiso, pero la recompensa es muy gratificante, por ejemplo prevenir o controlar una enfermedad, mejorando tu calidad de vida. Siempre ten en mente porque decidiste comenzar, y la poderosa forma en que te sentiste logrando tus metas, para que el cambio adquiera verdadero sentido.

 

NUTRIÓLOGA & HEALTH COACH

MARTHA GÓMEZ

Si esta información es de utilidad, comparte con tus amigos!

NUTRIÓLOGA EN SAN LUIS POTOSÍ

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s